Lo que Wikileaks enseña

Pensaba que el verdadero periodismo, esa forma que tenían ciertos ojos privilegiados de contarnos la realidad con el único armamento de las palabras, había muerto. Creía que el llamado “nuevo periodismo” que inventaron Tom Wolfe y tantos otros allá en los sesenta no era ya más que el montón de carne muerta de un cadáver putrefacto asesinado por los intereses económicos y políticos del mismo periodismo al que servía.
Wikileaks no lo ha resucitado, porque su forma de plantear el periodismo es radicalmente nueva, pero la aparición de esta nueva forma de entender la profesión ha redactado el borrador de la esquela de este periodismo adocenado de comunicado oficial y ruedas de prensa sin preguntas que padecemos desde hace años. Este periodismo cutre y zafio de militancia partidaria que había cambiado la mirada por el simple vistazo que se obliga a sí mismo a narrar la realidad con la ortopedia mental de la ideología.
Y al margen del cotilleo cutre de una diplomacia de fregona y escalera de vecinos mal avenidos, Wikileaks nos ha mostrado algo mucho más importante que, aunque algunos imaginábamos, jamás pensamos llegar a ver en esta vida, algunas tan insospechadas como la desproporcionada respuesta de una Interpol que ha dado la misma urgencia a los prolegómenos de un más que sospechoso asunto de faldas que a la búsqueda y captura del responsable del aquelarre de las Torres Gemelas.
Wikilieaks también ha servido para que MasterCard, Visa o Paypal se sumaran a la lista de grandísimas empresas que se han plegado sin rechistar a los requerimientos de los poderosos como ya antes lo había hecho la todopoderosa Amazon, en un apoteósico final de carnaval en el que, al fin, todos se han quitado por fin la máscara.
Pero lo más asombroso de todo este asunto es algo que Wikileaks ha descubierto sin proponérselo: que aquella idílica estampita de altas nieves de una Suiza neutral capaz de mantenerse a salvo de dos grandes guerras, salvaguarda de fortunas construidas sobre sangre y estafas, refugio de capitales y del dinero de los nazis, —siempre sin preguntas— es capaz de cancelar sin pudor y remordimientos la miserable cuenta bancaria de una empresa cuyo único pecado cometido ha sido excederse en la confianza de una candidez revolucionaria con la falta de perspectiva propia de adolescentes.

8 Comentarios Agrega el tuyo

  1. MuTiLaToR dice:

    ¿Y lo que no enseña wikileaks, que?
    Más bien, lo que oculta porque a ciertos personajes les interesa.
    ¿Conoces realmente a Lassange para opinar así?,¿es que no conocías otros medios para contrastar información?¿Realmente ha sacado noticias que se desconocían?
    Wikileaks no es más que una gran psyop, y la gente que apoyais lo haceis por altruismo deberíais tener más cuidado a quien donais vuestra energía.

    Solo una relflexión lógica;
    Si los EEUU le querían interrogar desde marzo 2010, ¿qué demonios hace Assange en Gran Bretaña sabiendo que sus órganos de seguridad tienen una colaboración estrecha con Washington? El hecho de que Assange está vivo y se mueve libremente en Gran Bretaña demuestra el desinterés de la CIA en matarle o retenerle y interrogarle.

    1. vizoso dice:

      No conozco a Assange. Me imagino que tú tampoco, de echo tampoco conoces bien su apellido. En cuanto a lo que no enseña Wikileaks, creo que no has entendido nada de mi artículo. Una cosa es lo que Wikileaks muestra (descubre, publica, denuncia etc.) y otra lo que enseña (lo que aprendo de la situación con lo que está pasando). Es precisamente esto último lo que, como periodista en activo desde 1989 me interesa especialmente.
      Creo que no comprendes la verdadera dimensión del problema. Me temo que la CIA no está precisamente interesada en interrogarlo. Pero entenderás que Assange ya no puede aparecer flotando en el muelle ni colgado de una viga en la habitación de un hotel. Eso lo sabe cualquiera. El camino que le espera es participar en la función payasa a la que asistimos como espectadores.

  2. Alejandro dice:

    Muy muy bueno tu artículo. Está claro que eres inteligente, bastante de hecho. Respecto a tu sospecha de que se trata de un asunto de faldas, no vas mal encaminado. Un informático ha recuperado los tweeters y blogs que su acusadora intentó borrar, pero el cache de google los guardó. Ahí se ve que fue una llamada de teléfono el día 18 cuando se enteró de que su amiga también se había acostado con la “celebrity”, algo que encendió de celos y rabia a la muchacha. El autor del análisis también encontró un Manual de venganza del boyfriend, que proféticamente Ann Ardin escribió en Enero de este 2010.

    http://orwellsdreams.wordpress.com/2010/12/08/dissecting-anna-ardins-case-against-assange-evidence-destroyed-over-and-over-again/

  3. MuTiLaToR dice:

    Te pongo un extracto de quién es Assange, porque como te digo, no tienes ni idea;

    “Lo poco que se sabe, es que Assange es un super hacker, asociado con Chaos Computer club en Hamburgo (Alemania), el mismo club que en 1988 sacó un destructivo virus informático que destrozó una gran parte de los ordenadores militares del gobierno estadounidense. Tras el ataque, los responsables, entre ellos Karl Koch y un joven Assange, pues entonces tendría 17 años, fueron arrestados por hackear los ordenadores del gobierno estadounidense, según fuentes dentro de los servicios de espionaje rusos. Koch, por aquel entonces, ya estaba en el punto de mira de los servicios de inteligencia aleman por vender el código fuente del sistema operativo a la KGB soviética.

    Fuentes en la NSA, la agencia de espionaje más grande de los Estados Unidos, le sitúan en Hamburgo durante la primera guerra del golfo (1991), años después de lo que mantienen los servicios de espionaje rusos. Habría pisado Alemania con apenas 15 años, en 1986, para asistir a una fiesta de los más virulentos piratas cibernéticos en Berlin Occidental (Los cinco hackers principales eran Markus Hess, Karl Koch, Hans “Pengo” Huebner, Dirk Brezinski, Peter Carl) , un encuentro en el que habría cuajado el plan que más tarde se convertiría en un escándalo de espionaje de Alemania que pasó a la Histioria: cinco hackers informáticos de Alemania Occidental vendiendo información secreta militar y económica a la Unión Soviética después de infiltrar en las redes de datos secretos, como el laboratorio de armas nucleares de EE.UU. en Los Alamos, la sede de NASA, las bases de datos militares de EE.UU., así como el banco de datos OPTIMIS del Jefe de Estado Mayor de los Estados Unidos. En Europa, los equipos del fabricante de armas francés-italiano Thomson, la Agencia Espacial Europea ESA, el Instituto Max Planck para Física Nuclear en Heidelberg, el CERN en Ginebra y el alemán DESY acelerador de electrones en Hamburgo fueron atacados también.”

    Enterate de que WikiLeaks forma parte de propaganda del gobierno estadounidense.
    ¿Que la CIA no va detrás de él?¿Que el MI6 no quiere echarle el guante?
    Declaraciones de él mismo señalan que teme por la vida de su hijo incluso… no creo que diga esas tonterías de forma gratuita. Y esto lo dijo en el diario Independent de Londres el 18 de Julio del 2010, puedes buscarlo…si sabes hacerlo, claro.

    Dime de que presumes y te diré de que andas falto. Tu título de periodista debe ser de los baratitos, de una tómbola quizá… Si es que cualquiera con boca se atreve a vacilar.
    Seguro que fuiste otro de los borregos que salió a protestar con la mascarita del heroe generado por el gran masón ocultista Alan Moore… que pena de gente.

    1. vizoso dice:

      No creo haber presumido de ningún título, lo único que he dicho es que, como periodista, me interesa lo que Wikileaks está suponiendo como debate para el presente y futuro de la profesión, independientemente de la clase de delincuente, canalla o hermanita de la caridad que lo dirija. Conocía parte del pasado de Assange porque es público y se ha publicado en todas partes. Pero me gusta poner en duda lo que, sobre este tema, diga ningún servicio de inteligencia.
      Debo decir que resulta frustrante y agotador mantener un diálogo mínimamente razonable con alguien que usa el insulto como argumento. No he salido a ningún sitio con ninguna máscara, pero si lo hubiera hecho no sería por ello un borrego. Si te soy sincero (ya que también tú lo pareces) me parece que partes de tu discurso sobre Wikileaks son, simplemente, delirantes. Y ya te adelanto que no publicaré más insultos tuyos en este blog.

  4. Alejandro dice:

    Este individuo “mutilator”

    1) Tiene problemas mentales. Es decir, odia todo lo que es honesto, sincero, bueno y entregado. Necesita sembrar el odio entre las personas de bien, entre las personas que hacen trabajo voluntario por una buena causa.

    2) Es un jodido ignorante porque no sabe escribir. No soporto a la gente estúpida que es incapaz de conocer las reglas de ortografía. Sus opiniones no valen una mierda porque vienen de un bajo, pobre nivel intelectual

    – a quién es pronombre interrogativo, lleva acento, imbécil
    – sólo, va como adverbio, no como adjetivo, lleva acento, imbécil
    – el hecho de que está, no, es esté presente del subjuntivo, imbécil
    etc etc

    3) Es un tipo solitario, que vive en un sótano. Hace cosas raras con animales, no entiende de lo que habla, ni conoce la materia, pero si ve gente que se mueve por una causa del corazón entonces se ve motivado para sembrar el odio. Es un sociópata. Un tío feo y mal hecho, inadaptado social. Se pasa el día intercambiando insultos y provocaciones en los foros. Es la única manera de que alguien se dirija a él. Cuando alguien le responde, se mete las manos por la bragueta y empieza a sudar mientras dice, putaaaa, escribe con el dedo índice solamente, y así hasta las 3 de la mañana todos los días

  5. Paula dice:

    Muy bueno el artículo, señor Vizoso.
    Y al señor “mutilator” mejor aplicarle el dicho ” a palabras necias, oídos sordos”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s